Tipos de rosetas ¿Cómo debes tratarlas adecuadamente?

¿Tienes rosetas y no conoces sus diferentes tipos? En este articulo podrás conocer todo lo referente a estas que son muy molestas

Tabla de contenido

Las rosetas son conocidas por ser unas de las enfermedades ligadas a la piel más frecuentes, pero eso sí, debemos de tener en cuenta que no todos los casos son iguales.

Debes de conocer con exactitud los tipos de rosetas, ya que de esta forma podrás lucir un cutis mucho más saludable y con ese brillo natural que estamos seguros tanto te gusta.

  • Enrojecimiento.
  • Irritación.
  • Pequeños granitos, entre otros.

Todos estos son síntomas ligados a una enfermedad cutánea cada vez mucho más frecuente, por tal razón es de suma importancia que conozcas todo acerca de esta enfermedad y cómo debes combatirla.

Cabe destacar que las rosetas son conocidas como un tipo de enfermedad cutánea, la misma produce un tipo de enrojecimiento en algunas partes de nuestro rostro.

En cuanto a sus causas, éstas son desconocidas y aunque no se pueden curar de forma definitiva, hay múltiples tipos de tratamientos y cuidados que sugieren los especialistas en el área según el tipo de roseta que salga en tu piel.

A continuación en este post te mostraremos los tipos de rosetas y los tratamientos que son recomendados para cada una, mismas que son la clave para ayudar a cuidar la salud de nuestra piel.

Tipos de rosetas ¡Conócelas y proporciona a tu piel un debido tratamiento!

A continuación te mostraremos una serie de información acerca de cada una de las variantes con respecto a las rosetas, de esta forma podrás combatirla.

Cabe destacar que su clasificación va a depender de la gracias del cuadro de cada persona, aunque puede ser leve, moderado o este también puede resultar ser muy grave.

Los dermatólogos han hecho una serie de clasificaciones  con respecto a las rosetas, las cuales se encuentran divididas de la siguiente forma: 

Papulopustular

Este tipo de rosetas en la cara aparece comúnmente en la zona central de nuestro rostro, aunque también viene acompañada de pequeños granos que se asemejan a los que causan el acné, pero hay que tener en cuenta que no lo son.

También es muy común encontrarlos en la piel, además de dejar una sensación de ardor que llega a ser muy molesta, pero un poco soportable.

En cuanto a nuestra piel esta se torna grasa y podremos notar pequeñas la aparición de las llamadas «arañitas», mismas que son la consecuencia por la dilatación de los capilares sanguíneos por debajo de la piel de nuestro rostro.

Además que este tipo de rosetas también podría ocasionar algunos granitos que no poseen inflamación o de pus; a diferencia de aquellas que aparecen a causa del acné.

En este tipo de rosetas también es común notar la presencia de puntos negros.

Rosetas eritemato-telangiectásica

Este tipo de rosetas tiene la característica de enrojecer el centro de nuestro rostro, los cachetes y la nariz, misma parece de una forma repentina y brusca.

Cabe destacar que al momento de tocar nuestra piel con esta roseta es común sentir un poco de dolor, o simplemente un poco de ardor de dicha zona; esto se debe a que esa zona de nuestra piel está inflamada y sensible.

Durante los brotes de esta roseta se pueden observar los capilares dilatados formando una clase de arañitas de color roja en nuestra piel.

En todo este periodo de dicha roseta cuando nuestra piel se encuentra estable, es común notar que el enrojecimiento persiste y nuestra piel se tornará muy seca.

Rosetas Fi Matosas

Debes de tener en cuenta que este tipo de rosetas toma su nombre a partir de la palabra «Fima», que se define como el engrosamiento de nuestra piel, todo esto debido a una inflamación constante causada por cualquiera de los dos tipos de rosetas que ya te explicamos.

Cabe mencionar que esta suele aparecer mucho más en hombres que en mujeres, poros dilatados y un brillo de aspecto graso son las consecuencias que una roseta fimatosa hace que nuestra piel se vea mucho más tosca.

Cuando toques la zona de tu piel que esté afectada por este tipo de roseta, es muy común que notes la presencia de algunos bultos e irregularidades.

La nariz es comúnmente la zona de nuestro rostro en la que aparecen con mucha más frecuencia estas rosetas, pero eso sí, en algunos casos también afecta a las orejas, la frente y los párpados.

Diferentes tipos de rosetas

Ocular 

Muchas personas que sufren de rosetas, además de la constante afectación a sus piel suelen sufrir de molestias en los ojos, mismos que se pueden notar muchos más llorosos, enrojecidos e irritados.

La luz muy intensa es una de las características que toleran muy poco las personas que sufren de este tipo de problemas, además de poder tener una visión muy poca borrosa.

Recuerda que este tipo de rosetas puede hacer que la personas tenga la visión un poco borrosa, ten en cuenta que algo que pueda alterar este tipo de rosetas y empeorar es padecer al mismo tiempo de conjuntivitis.


También te puede interesar: Tipos de piel: consejos que debes seguir para cuidarla de la mejor forma


Roseta Fulminante 

Este último tipo de rosetas aparecen con mayor frecuencia en todas esas mujeres de corta edad, de una forma muy repentina y brusca; la presencia de una cantidad de granitos y nódulos internos es la principal característica de esta afección.

En muchas de las ocasiones resulta ser difícil identificar este tipo de rosetas, ya que se asemejan mucho al acné.

Debes de tener en cuenta que al notar algunos de estos síntomas deberás acudir inmediatamente con un especialista en este caso, de esta forma podrás darle una rápida solución.

Compartir en:
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Hasthtag relacionados
etiqueta piel
#Piel
22 Artículos
etiqueta cuidados
#Cuidados
21 Artículos
#Blanco
119 Artículos

Busqueda